VOLVER

 

DE ISLEÑO A PENINSULAR: ALMERÍA, 1996-2003

 

INTRODUCCIÓN

Con este capítulo, dedicado a la estancia del Tercio en la base Álvarez de Sotomayor de Viator (Almería) pudiera parecer, de momento, concluido el nomadeo, pero no. La participación en operaciones de paz iniciada por el Tercio insular al final de la etapa de Fuerteventura no sólo continuó en el Tercio peninsular sino que de Bosnia-Herzegovina se pasó a Kosovo y a Macedonia y por si la Europa del Este no estuviera ya lo suficientemente lejos, de los Balcanes se saltó al continente vecino, a Asia, con el envío del Grupo Táctico Juan de Austria al conflicto de Irak. En definitiva, aunque es un hecho cierto que existe una jaima instalada permanentemente en Viator, a modo de campamento base, los legionarios del Tercero han cambiado el mulo, el camello y el land-rover por el barco y el avión y siguen de nomadeo, ahora montados sobre BMR, durante periodos de tiempo que pueden durar entre cuatro y seis meses fuera de Almería, según el tipo de misión.

Pero además de tratar este tema de las operaciones de paz, en el presente capítulo veremos cómo es la nueva base del Tercero, cómo ha cambiado la forma de trabajar, sin tanta independencia como antes, al compartir su acuartelamiento con otras unidades de la Brigada de la Legión, y cómo se beneficia de disponer, pegado a la tapia del cuartel, de un magnífico campo de tiro y maniobras. Un ejemplo de las posibilidades de este campo se describen cuando hablo de un ataque a una posición organizada del Grupo Táctico Valenzuela. En otro orden de cosas, se comentan los últimos acontecimientos del 2002 y 2003 como la Crisis del Perejil y el Chapapote.

Además, desde su ingreso en la Fuerza de Acción Rápida (FAR), el Tercio ha trabajado codo con codo con fuerzas especiales ó similares de otros países de la OTAN, es decir, que si el Infante D. Juan de Austria en su día mandó una escuadra naval aliada en la época de los Tercios de Flandes, el Tercio D. Juan de Austria del siglo XXI también se ha convertido en multinacional y, sí para muestra vale un botón, ahí están los ejercicios Astray-Matador 96 y el Dynamic-mix 2002 del que hablo con detalle para que los lectores más veteranos capten cómo el Tercio del nuevo milenio ha sabido adaptarse a los tiempos modernos. Esta visión del futuro también la he querido reflejar en profundidad tratando aquellas facetas que en el Tercio últimamente se le están dando mucha importancia por ser fundamentales en el combate del futuro: la lucha en poblaciones, el tiro en sus diferentes modalidades (francotiradores e instintivo) aprovechando las nuevas tecnologías, y el de vida, combate y supervivencia en terrenos áridos que se acaba de iniciar en estos últimos meses.

Pocas curiosidades y anécdotas he podido recoger, pero no me importa demasiado, pues estos asuntos y muchos otros que de seguro se me han quedado en el tintero, al tratarse de unas épocas más recientes (tanto ésta de Almería cómo la de Fuerteventura), siempre podrán elaborarse posteriormente con más calma acudiendo a los muchos veteranos y en activo que han vivido estas etapas de la historia del Tercio. ¡No lo dejéis para mañana estimados lectores más modernos, empezad ya a enviar vuestra información sobre estas dos etapas por el sistema del libro abierto tantas veces mencionado!.

Por último, quiero manifestar que en más de una ocasión he estado tentado de coger el lápiz y empezar a tachar, a eliminar muchos de los apartados que vienen a continuación. Seguramente para los lectores que estuvieron o están en el Tercero en los años 90 y 2000 les resulten aburridos. Pero quizás, pensé, para los más veteranos de la época de Larache o del Sáhara les resulte curioso saber cómo trabajan los legionarios de ahora. Del mismo modo, pensando que este libro pudiera sobrevivir 20, 30 ó 50 años, para un aficionado como yo a la investigación histórica encontrar un libro antiguo de estas características puede aclarar muchas dudas, en un futuro lejano, de cómo se trabaja en el Tercio en el 2003. En definitiva, he preferido inclinarme más hacia el lado de retener que al de soltar amarras. Eso sí como cada apartado lleva a su vez muchos subapartados, el lector fácilmente podrá discernir lo que a nivel personal le resulte más interesante.

BASE "ALVAREZ DE SOTOMAYOR" DE ALMERÍA

Marcando estilo

Como ya dije en el capítulo anterior, el Tercio vino bastante incompleto de Fuerteventura al dar opción a los cuadros de mando y tropa a integrarse en el Soria 9, Regimiento que quedaba guarneciendo la isla. Las plazas vacantes en el Tercio fueron cubiertas con personal de la antigua Brigada de Infantería Motorizada nº23 de guarnición en la base de Viator. El personal del resto de las unidades de la recién creada Brigada de la Legión (BRILEG) sólo tuvieron que cambiar su gorra por el gorrillo legionario, sufriendo una transformación automática de Batallón del Cuartel General (BCG) de la Brigada XXIII en BCG de la BRILEG, y lo mismo ocurrió con el Grupo de Artillería, Grupo Logístico y Unidad de Zapadores. De repente el Tercio nómada se encontró en ésta ocasión, al cambiar a su nueva casa, con una responsabilidad que no había tenido hasta ese momento.

En efecto, en 1940 en Larache, se creó el 3er Tercio en base a tres Banderas formadas con mandos y legionarios que acababan de participar durante tres años en la guerra civil y venían cargados de Medallas Militares Individuales, Cruces Rojas y heridas de guerra.

Luego, en 1958, al convertirse en Tercio sahariano con sede en el Aaiún, recibió a la II y IV Banderas (convirtiéndose en VII y VIII) que durante los años 1957-58 también habían participado en otra guerra, la de Ifni-Sahara. Por último, cuando tras evacuar el Sahara, desde finales de diciembre de 1975 hasta primeros de enero de 1976, el 3er Tercio marchó a Fuerteventura, acababa de vivir un ambiente de guerra, primero de lucha contra el Polisario, y luego con motivo de la marcha verde, sin entrar en auténticos combates pero sí en escaramuzas y sufriendo heridos e incluso muertos.

Ahora, sin embargo, todo era muy diferente. El Tercio en este último nomadeo recibía en sus filas a una parte de sus mandos y tropa que no solo no habían entrado en combate sino que, además, nunca habían estado en la Legión, algunos de ellos pudiera darse el caso que carecieran incluso de espíritu legionario y su única motivación por la Legión se limitara a permanecer destinados en Almería. El 3er Tercio, única unidad legionaria hasta ese momento, tenía por tanto una doble responsabilidad, primero, de inculcar el espíritu legionario a su propio personal recién incorporado procedente de la Brigada de Reserva. Segundo, liderar o enseñar al resto de unidades de la recien creada BRILEG, que compartían la misma base y que nunca habían vestido la camisa verde, a saber actuar con estilo legionario.

Se acabó la independencia

Por si ello fuera poco, el 3er Tercio al ocupar esta, su cuarta casa, perdía su independencia, pues el Coronel dejaba de ser el Jefe del acuartelamiento y Comandante Militar de la Plaza. Ahora era un jefe más de unidad dentro de la BRILEG, bajo las órdenes de un General y con tres Coroneles (primero fueron Tenientes Coroneles pero pronto el destino fue de este empleo) compartiendo la misma base, el Coronel Jefe de la Unidad de Servicios, el Coronel Jefe del Campo de Maniobras y el Coronel Jefe del Organo de Apoyo al Comandante Militar. Aquel Coronel de Larache al mando de cuatro Banderas (VII,VIII, IX y Mixta) con más de 3000 hombres, y aquel otro del Aaiún que tuvo bajo sus órdenes a 2.500 infantes, jinetes y artilleros (VII, VIII, GLS, Batería Transportada primero y Compañía de Carros al final), repartidos por medio territorio del Sahara, o aquel otro que movía a la VII, VIII y al Grupo Ligero de Caballería por toda la Isla de Fuerteventura, quedaban lejos en el espacio y el tiempo.

La Base Álvarez de Sotomayor fue un antiguo Campamento de Instrucción de Reclutas (CIR nº6), reconvertido luego en una base de la Brigada de Reserva, transformada finalmente en la Brigada de Infantería Motorizada XXIII, siendo sus Regimientos el Granada 34 y el Aragón 17. La PLM de Tercio ocupó lo que era precisamente la PLM de este último Regimiento, y la VII Bandera la PLM y locales de las Compañías del Batallón I Nápoles, mientras que la VIII Bandera se instaló en las antiguas dependencias del Batallón Simancas. Hubo unos meses en los que el General Jefe de la BRILEG era a la vez Jefe la Brigada XXIII. Los BMR con los que fue dotado el Tercio nada mas incorporarse a Almería, pasaron a ocupar los antiguos hangares del 2º escalón del Batallón de Carros del Granada 34.

Todos los monumentos que el 3er Tercio había tenido en sus diferentes acuartelamientos fueron instalados a lo largo de la calle que preside los locales de la VII y VIII Banderas. En 1998 se construyó un nuevo monumento, un busto de D. Juan de Austria y en el 2000 se deshizo el monolito de los caídos del 3er Tercio, sustituyéndolo por uno de la BRILEG. Por último en el 2003 se inauguró el mural de cerámica que representa gráficamente el historial del Tercio y se restituyeron los escudos de mármol y el emblema histórico de la Legión que desde la época de Larache, al menos éste último, había sido mudo testigo de todas las vicisitudes del Tercio desde los años 50.

Año 2003: mirando al futuro y al pasado

Esta gran base, por lo demás, dispone de todas las instalaciones propias de una Brigada, un enorme patio de armas, cine, piscina, mesón, comedores, cocina,... Pero lo más destacado es su Campo de Tiro y Maniobras adjunto al cuartel. Para el tiro con armas individuales existen 6 campos de tiro (en el año 2000 se suprimieron dos de ellos por construirse una autovía en una zona próxima, que se encuentra prácticamente pegado a la valla del cuartel pero en el 2003 se abrieron dos nuevos campos de 300 m). Para el tiro con el resto de armas y ejercicios de fuego real se dispone de un enorme campo que permite desplegar unidades hasta tipo Bandera. En suma, una situación envidiable para su entrenamiento y para mantener su operatividad de la que no siempre pueden presumir el resto de bases militares.

En el año 2003, mirando de cara al futuro se construyó un polígono de combate en población, a propuesta del 3er Tercio, en la zona de Rambla Ancha, con instalaciones también en el interior de la base (tiro con láser, sala oscura, tiro con perdigones, etc). Éste polígono permite realizar prácticas de avanzar por las calles, registro de diferentes tipos de casas especialmente preparadas para ello, torre multiuso,... Por otro lado, también existen instalaciones para llevar a cabo tiro con fuego real, tanto en una casa de goma, como a lo largo de una calle y en un foso lleno de obstáculos.

Según veremos después, la potenciación de los francotiradores es otro tema prioritario en el Tercero, junto con el del combate en población, con vistas a que el 3er Tercio, y la BRILEG en general, sean unidades punteras en este tipo de acciones que cada vez son más importantes en el combate moderno. Así mismo en el segundo semestre del 2003 se ha iniciado una recopilación de manuales extranjeros y documentación española relacionada con la vida, el combate y la supervivencia en terrenos desérticos con vistas a que la BRILEG y el Tercio 3º sean unidades que practiquen este tipo de lucha aprovechando que Almería es la zona más desértica de Europa. Con ello se pretende aprovechar la experiencia del personal del Tercio que en su día estuvo en el desierto del Sahara y mantener en disponibilidad de ser empleado en este tipo de terrenos a unidades legionarias (pensemos en los últimos conflictos de Afganistán e Irak).

Asimismo, en este año 2003, un equipo del 3er Tercio se encargó de la recopilación gráfica del historial del Tercio, escaneando cientos de fotografías procedentes de los archivos de la Legión o cedidas por antiguos mandos. Se trataba de dotar a las unidades con fotografías de la época de Marruecos, Sahara y Fuerteventura, que eran prácticamente inexistentes, sobre todo en lo relativo a la época de Larache y, sorprendentemente, también de cuando el Tercio se encontraba en el Aaiún, Smara, etc. (a pesar de tratarse de una época más reciente).

Por otro lado, se llevó a cabo un trabajo de investigación sobre el historial del Tercio, confeccionándose los Guiones y Banderines de las unidades desaparecidas y recopilando parches, escarapelas y pepitos... para la Sala de Banderas. En definitiva se trata no solo de que el Tercio 3º sea una Unidad líder en las acciones de combate del futuro, sino también de cuidar y recordar el pasado, de educar a sus componentes a tener siempre presente, como muy importante, el historial de la unidad. Aprovecho la ocasión para animar a los lectores veteranos de este Tercio, que voluntariamente lo deseen, a aportar objetos históricos o interesantes para la Sala de Banderas.

Jefes de unidad en Almería

Coroneles Jefes del Tercio

Cor. D. Pedro María Andreu Gallardo (oct 95-oct 97). Cor. D. Manuel Julián García Moreno (oct 97-oct 99). Cor. D. Francisco Manuel Morala Albadalejo (oct 99-dic 01). Cor. D. Vicente Bataller Alventosa (dic 01-dic 03).

Jefes PLMM

Tcol. D. Javier Mayoral Dávalos (1996). Tcol. Carlos Alberto Alemán Artiles (1997). Tcol. D. Pedro Antonio Palomino Calcerrada (1997/98). Tcol. Carlos Alberto Alemán Artiles (1998). Tcol D. Angel Alvarez Jiménez (2000). Tcol. D. José García Valón (2000). Tcol. D. Pedro Antonio Palomino Calcerrada (2001/02). Tcol. D. Juan Carlos Rubio Fernández (2002/03).

Jefes VII Bandera

Tcol. D. Germán Rodríguez Rodríguez (1996-97), Tcol. D. José García Valón (1997), Tcol. D. Angel Alvarez Jiménez (2000- jul03), Tcol. D. José García Valón (jul03 - nov03).

Jefes de VIII Bandera

Tcol. D. Pedro Antonio Palomino Calcerrada (1996), Tcol. Carlos Alberto Alemán Artiles (1997-98), Tcol. D. Pedro Antonio Palomino Calcerrada (1998), Tcol. D. José García Valón (2001 – jul03 ), Tcol. D. Ricardo González Elúl (sep03 - ).

Otros Oficiales del Tercio en la època de Almería

AÑO EMPLEO NOMBRE DESTINO

1996 Tte. Mª del Carmen Aríñez Fernández Médico

Tte. Juan Carlos Moreno Armas 3ª/VII

Tte. José Julio García Salgado

Tte. Miguel Riesco López

Cap. Javier Miragaya Prieto 7ª/VIII

Cap. Carlos Gabari Zúñiga 5ª/VII

Cte. Ángel Segovia Escribano VIII

Cte. Eugenio Bayo Cerdán VII

Cap. José Hidalgo Garcés S-2 Tercio

Cte. José Ubeda León VII

Cap. Francisco Bartolomé García 3ª/VII

Tte. Juan Carlos Valverde Martín 10ª/VIII

Tte. Carmen Pérez Ramírez Médico

Tte. Vicente Tomás Martínez Rivera Médico

Tte. José Antonio Angulo Sánchez 8ª/VIII

Tte. Guillermo José Carmona Samper 2ª/VII

Tcol. Pedro A. Palomino Calcerrada Jefe/VIII

Cte. Juan Carlos Rubio Fernández VII

Cap. José Manuel Mosquete Carrero S-1/Tercio

Cte. Vicente José Pérez Ruiz VII

Tte. Jerónimo Cabeza Díaz 5ª/VII

Tte. Elías Ruiz Gallardo 3ª/VII

Tte. Francisco Salas Ruiz

Tte. Matías Damián Gutiérrez París 1ª/VII

Tte. José Francisco López Rodríguez 2ª/VII

Cap. Juan C. García-Vaquero Pradal 6ª/VIII

Cap. Pedro Ruíz González 8ª/VIII

Cap. Juan Asensi Velasco 9ª/VIII

1997 Tcol. Carlos Alberto Alemán Artiles Jefe/PLMM

Tcol. José García Valón Jefe/VIII

Cte. Pablo Ferre Ayala S-4/VII

Tte. Manuel Romero Valencia

Cap. Agustín Carreras Postigo 1ª/VII

1998 Cap. Andres Valero Thorson 6ª/VIII

Cap. Javier Ángel Menéndez Moro Leg. 4ª/VII

Tte. José Antonio Cantón Restoy Habilitación

Tte. Enrique Jorquera Barrionuevo 5ª/VII

Cap. Antonio Julián Ferrera Arribas 2ª/VII

Cap. Luis Rubio Zeitler VII

Tte. Luis Orgaz Navallas 4ª/VII

Cap. Javier Miragaya Prieto 10ª/VIII

1999 Cap. Fernando Medero Correa 4ª/VII

Tte. Emilio Moreno Monje 8ª/VIII

Tte. Raúl Sánchez Haro 8ª/VIII

Tte. Ángel Carricondo Noguel 8ª/VIII

Tte. Jorge García Iraola 6ª/VIII

Cap. Juan Carlos Moreno Arenas 8ª/VIII / Tte.

Tte. José García Betoret 5ª/VII

Cap. Fernando Navas Nieto 9ª/VIII

2000 Tcol Angel Álvarez Jiménez Jefe/VII

Cap. Antonio Cantón Cisneros JLEF/VII

Cap. Roberto Wu Palacios Médico

Tte. Gregorio Piñeiro Echevevarría

Tte. Luis J. Martínez Jiménez 6ª/VIII

Tte. Emilio Hermoso Orzaez 2ª/VII

Tte. Javier Gonzaga Ríos Blanco 10ª/VIII

Cap. Jerónimo Cabezas Díaz 10ª/VIII/ Tte.

Cap. José Hidalgo Garcés 9ª/VIII

Cap. Pedro Ruiz González 10ª/VIII

2001 Cap. Guillermo Carmona Samper

Cap. Antonio Muñoz-Manero Fdez. 7ª/VIII

Tte. Antonio Latorre Camacho

Tte. Francisco Olivares Narváez 6ª/VIII

Cte. Guillermo Blázquez Dieguez VII

2002 Cte. Javier Miragaya Prieto PLMM/Cap.

Cap. Luis Alvarez Rosa 9ª/VIII

Cap. Félix Alonso de Liébana Fdez. 1ª/VII

Tte. Alonso Rodríguez Ruiz de Oña 6ª/VIII

Tte. Fernando Carricondo Blázquez 1ª/VII

Tte. Sergio Valbuena Gómez 1ª/VII

Tte. José Gallego López 2ª/VII

Tte. Rafael López Barrau 10ª/VIII

Tte. Eduardo Montserrat Escribas S-2/PLMM

Tcol. Juan Carlos Rubio Fernández Jefe/PLMM

Cap. Ignacio Armada de Losada 5ª/VII

Cte. Luis Rubio Zeitler S-4 / VIII

Cap. Juan C. Moreno Arenas 6ª/VIII

Cap. Angel Carricondo Moguel 8ª/VIII

2003 Cap. Raúl Sánchez Haro 5ª/VII

Cap. Elías Ruiz Gallardo 7ª/9ª/VIII

Tte. Juan Jiménez Muñoz S-4/PLMM